Pros y contras de cambiar el nombre de una empresa

5 agosto, 2015

¿Tienes un negocio y te estás planteando cambiar de nombre? Algunos afirman que es una acción muy perjudicial para tu negocio; otros lo consideran beneficioso. Nosotros te presentamos los pros y contras de hacerlo, para que puedas tomar tu decisión con tranquilidad y estar seguro de que es la correcta:

Pros

- Si tu negocio iba mal, es mejor que te desvincules de él y limpies la cara a tu empresa. ¡Y qué mejor manera de hacerlo que cambiando el nombre!

- Si tu marca no es percibida como pretendías proyectarla, puedes cambiar de nombre, o incluso crear una marca alternativa asociada a la que ya tienes. De esta manera, conseguirás dos cosas: mantener la buena imagen de marca que ya posees con tu negocio actual, y crear una imagen para una marca nueva que se adapte a lo que realmente deseas.

- Es una oportunidad estupenda para actualizarte. Haz benchmarking de tus empresas competidoras, analiza lo que mejor funciona, ¡y aplícalo!

- Aprovechando el cambio de look de tu negocio, puedes diseñar un nuevo logo con colores que llamen la atención -trata de diferenciarte de la competencia-. Además, te recomendamos que seas original y construyas la página y las redes sociales de nuevo. Aprovéchate de las innovaciones tecnológicas e incluye elementos de realidad virtual o 3D para atraer a tus clientes potenciales.

marca

También puedes leer “Consejos para fundar una start-up”

 Contras

- Hay quien dice que dice “los problemas te los llevas siempre contigo”. Y aunque no es rigurosamente cierto, algunos estudios han confirmado una correlación bastante fuerte entre el cambio de nombre de una compañía y una mala evolución de su cotización bursátil. Por lo que, si tu empresa es grande y conocida, sobre todo, si hay mucha información acerca de ella en internet, es preferible tratar de mejorar la imagen por otras vías, y olvidarse de cambiar nombre. En estos casos, la gente se percatará de que has cambiado de cara porque tienes algún problema financiero.

- Si cambias de nombre, tienes que volver a empezar de cero. Nadie te conoce. Deberás hacer una gran inversión en publicidad y comunicación para promocionarte. Y ésta es, precisamente, una de las partes más duras e imprevisibles de un negocio.

- Podemos perder todo el posicionamiento que hayamos logrado durante los últimos años.

- Supondrá muchos costes, entre ellos los costes de registro de la marca, costes en papelería o elementos de imagen como uniformes.

Como puedes ver, esta decisión es arriesgada y conlleva una meditación previa. Te recomendamos que calcules los costes de nombrar a tu nuevo negocio, y los compares con los costes de proseguir utilizando el mismo nombre. Tomes la decisión que tomes, hazlo utilizando Fibra empresas de Ono, la alta velocidad para tu negocio.

You must be logged in to post a comment Login

Comentarios